martes, noviembre 09, 2004

Justificación de quien mantiene un blog

No hay escritor tras el que no se esconda, en última instancia, un tímido. Pero es infalible que hasta el más pusilánime tratará siempre, aún por los más oblicuos e inesperados modos, de revelar su pensamiento, de legarlo a la humanidad, que espera, o supone, ávida de conocerlo. Si determinadas razones personales o sociales le impiden declararse en forma abierta, se valdrá del criptograma o del seudónimo. En todo caso, de alguna manera sutil dejará la pista necesaria para que más tarde o más temprano podamos identificarlo.

De atribuciones - Augusto Monterroso

7 comentarios:

Alguien dijo...

¿hallar tu centro? ¿tu centro qué?? ¿tu centro universitario?
ese ya sabemos ontá. ¡no te vayas! ¿cuál ser de luz?? ese no vino. ¡no te vayas!! deveras.

Andrómeda dijo...

Abro paréntesis

Abominable Mario Flores dijo...

Es el retiro más fugaz que jamás he contemplado.
Y he contemplado los retiros de Bronco, los de Cher (los dos últimos), los de The Cure y los de Pixies: Sé de lo que hablo cuando hablo de retiros de mentiritas.
Empero, enhorabuena.

Andrómeda dijo...

Sí es cierto, ya hasta me dió pena... pero es que es re´ aburrida la vida laboral sin el blog. ¿Qué hago toda la mañana frente a una computadora? ¿Qué? ¿Apoco trabajar? No, obviamente, subir algo al blog.

es mi nombre Berenice dijo...

Escribe un libro o rellena un blog.

Makaer dijo...

Lo más sano seria que escribieras un libro…

Makaer dijo...

Aunque otra opción seria que vendieras cosas por Internet, pero no tienes cara de vendedora…