sábado, junio 09, 2007

Vocación: contrincante derrotable

Dejando de lado el saber que "por esto no salgo de mi casa", me decido a ir afuera, a ver qué hay. Y voy ahí, tranquilita en una avenida, esperando en el alto, cuando señor de adelante en su camionetota blanca decide que es buena idea echarse para atras, y avanza en reversa, y avanza en reversa, y avanza en reversa, y tuc, le pega a mi carro. Yo entro en pánico. Al escuchar el golpe señor de adelante se despega de mi carro haciendo un ruido de "ya te abollé la defensa, te tiré la placa y te volteé el escudo" (algo así como crrrjjj). Yo entro en el segundo círculo del pánico. ¿Qué hago? ¿Me bajo a ver qué le pasó a mi carro? Pongo el freno de mano pero señor de adelante aprovecha que se ha puesto en siga y arranca. Ya en el tercer círculo del pánico me doy cuenta de que eso no se puede quedar así y que, si me bajo a ver qué pasó, señor de adelante se me va a ir por más que yo lo persiga corriendo en zig zag y agitando los brazos en el aire. Quito el freno de mano y en lo que elaboro un plan de venganza, comienzo a seguirlo. Por ahora, improvisar. Por el retrovisor veo que mi placa no quedó ahí tirada, viene conmigo. Primera tranquilidad.

Señor de adelante acelera y yo acelero, señor de adelante cambia de carril y yo hago lo mismo. Después de un rato de persecución me doy cuenta de que, más allá de que eso no va a ningún lado, me está alejando muy estúpidamente de donde quería llegar y que, además, ahí me esperan. Hay que hacer algo ya. Tomo una decisión justo al tiempo que timbra el celular. Es quien espera, me habla de que la película es hasta las 10 y el lugar y las horas y cuánto me falta y "espera, ya casi llego, es que me chocaron y me estoy peleando con el guey", le digo. Quien espera debe imaginarme en una escena de mujer desquiciada por la ira, gritando obscenidades y haciendo llamadas al seguro, a la policía y hasta al periódico "para que todos sepan la clase de animal que eres", pero, aunque me hubiera gustado, no es así.

Ahí voy, en el tercer círculo del pánico, pero también en el del impotente coraje detrás de señor de adelante, decidida a jugarme mi última carta. Me le emparejo, toco el cláxon para que voltee a verme, y entonces lo hago: lo veo con unos ojos muy pero muy iracundos y feos. Y me voy. Segunda y última tranquilidad.

Tschá, viéndolo así, supongo que de haberme tirado la placa seguro hasta le hubiera sacado la lengua.

Entonces, a la conclusión que llegué en el camino de vuelta desde el fin de mi persecución hasta donde yo quería llegar desde el principio y mientras pensaba y pensaba qué otra cosa pude haber hecho, fue que puedo no ser la más deseada para muchas cosas, pero es indudable que si alguien tiene que pelear con otra persona, yo, como perro que de tanto enojo se priva y no puede ladrar, soy esa contra la que cualquiera se quisiera enfrentar.

Gran consuelo de utilidad.

14 comentarios:

Gilmar Ayala dijo...

Yo sé que este comentario no tiene que ver con el texto, pero... ¡Qué buena rola es la que está en la part inferior de tu blog! Felicidades. Si la tienes, me la podrías mandar por "imeil", por favor.

Gilmar Ayala dijo...

¡Qué detalle! Moltes gracies... Dirían aquí en Els Països Catalanes. En verdad, me ha fascinado mucho la canción que me mandaste y te agradezco la rapidez con la que me llegó. Pues, seguiré disfrutando tu blog y espero yo también publiar tan seguiddo para que me visites al mío. Por cierto, abrí un blog con otra temática: http://enseresdelaensenanzadelenguas.blogspot.com/ Espero que te des una vuelta por este nuevo blog.

Mike dijo...

je je je...

Ya no hablemos de levantar el dedo anular.. me imagino que eso es solo para casos "extremos"...

Sólo Soy Un Ojo dijo...

Yo en tu lugar me hubiera puesto a llorar.
La sola idea de que alguien me choque y mi carro se quede varado en la calle con miles de carros gritando improperios detras me produce una angustia terrible, pese a nunca haberlo experimentado...soy tu fan!

salvatore technotrónico dijo...

Es muy triste que sucedan esas cosas. A mí hoy me pasó que la secretaria, o no sabemos quién, borró el único archivo que nunca, de los putos nuncas, he respaldado. Carajo. Puta mierda, ¿por qué chingados nunca lo respaldé? El trabajo de todo el puto año, t o d o. Perdido. Pinche suerte. Estoy muy enojado. Cada fin de semana respaldo los archivos y la última vez que respaldé ese fue el 29 de diciembre de 2006. Mierda, mierda, mierda.

(fin del mensaje del triste suceso)

He chocado millones de veces. Es normal entrar en pánico. Lo que sugiero para la próxima vez es que anotes el número de placas, en este caso de la camioneta, su color y así. Luego, te bajas y miras si el golpe dañó tu auto, si lo hizo, llama al seguro y repórtalo. Nunca me ha pasado, porque sólo recuerdo que siempre les pego yo, que pretendan huir. Supongo que enviarán a un ajustador y a un abogado para que levantes una denuncia contra ese mal ciudadano.

salvatore technotrónico dijo...

Ah, sí, ya recordé que el miércoles o no sé qué día de la semana pasada me pegaron en la defensa trasera. Un pendejo creyó que podía jugar arrancones para impresionar a la muchacha con la que iba, era muy linda por cierto, él parecía un nerd de lo peor, seguro gana mucho dinero o es el coche de su papá, aunque ya era muy grande como de veinte y ocho, lo que confirmaría que era un súper nerd n_n'. Como iba en la camioneta, ni la rasguñó. Fue extraño, siempre mantengo el pie en el freno en los semáforos. Entonces, escuché el ruido de unas llantas quemando pavimento ñ_ñ detrás mío. Pensé, este pendejo, --soy muy agresivo, perdón, necesito terapia anti neurosis, pero soy así desde chiquito--, no pretenderá que cruce la avenida en rojo, ¿o sí? De pronto, sentí el golpe, menor, porque no tenía espacio para tomar un vuelo impresionante. Pensé, qué extraño, me pegaron, jojo. Mmm, ¿bajaré?, seguro no me pasó nada, es la truck. ¿Durará el semáforo el tiempo necesario? Y ya, estaba en eso cuando puse las intermitentes, no sé para qué si el carro detrás mío era el que provocó el incidente y no era necesario. Bajé y miré su cara de tarado, no salió hasta que bajé yo. Miré a su acompañante y pregunte si le había pasado algo. Luego voltee a mirar la defensa, como pensé no tenía nada y miré su coche que si se dañó. Insistí en si le pasó algo, luego dije, a mi auto no le pasó nada. Y ya. Caminé hacia la puerta y en eso se puso el verde y me fui pensando en que era muy simple todo cuando no eres el pega.

nOiSe dijo...

yO ESPERABa UNA frase celebre en el coment de gilmar pero no, jijiji..

chale, me identifiqué con usted en este post!


beshitos!

bandala dijo...

Qué valiente es usted! Para empezar, por andar tras un volante con tanto cafre suelto en este mundo, y después, por no dejar que se fuera impunemente. No importa que sólo lo haya visto feo, seguro que esa noche el tipo ese ya no pudo carcajearse al recordar su "hazaña". Pero igual y no hubiera estado de más hacer la "britney-señal", no era para menos.

bandala dijo...

Bueno, a lo mejor lo de la "britney-señal" puede parecer un tanto agresivo, pero entienda que vivo en un entorno automovilístico F-E-R-O-Z.
Y eso que soy humilde peatona e indefensa usuaria del transporte público. Ay, nanita.

Ross dijo...

Gracias por visitarme intente como amablemente me indicaste habilitar la dirección de mi blog en mi profile, pero el muy infame o me deja ... no aparece nada donde anotarlo ... segire intentando de cualquier manera mientras tanto

http://destinomanagement.blogspot.com/

El cuanto al choque es espantoso , espero tu auto este bien ... si no es asi dejame un mesajito y te paso los datos del hojalatero maravilla ... arreglo un golpe de mi mejor o que el seguro cotiaba en 18mil por solo 5000 y era un mercedes benz y quedo PERFERCTO, ademas ques rapidisimo y solo tardo medio dia

Luis Ricardo dijo...

Como se les dice a las quinceañeras que salen con su domingo siete: no eres ni la primera ni la última.

Como se le dice a los que les rayaron los cuatro costados del auto con una navaja (como me dijeron a mí)

"Lo mismo le pasó al Martin".
Consuelo automático.

El Homo Rodans dijo...

yo por eso no manejo, me da pánico pasar por algo como su experiencia, y es que soy demasiado distraído últimamente, entonces toda esa teoría de la cultura vial pos como que no'mas no me entra por la cabeza... yo en su lugar me habría puesto nervioso y habría salido pagando hasta lo que no hice...

me alegra que no haya salido lesionada.

ÍO dijo...

Ay nena, yo era igualita pero ps ya me hice mala. Claro, nunca he chocado ni me han chocado y manejo como vil cafre (de mi rancho a su rancho llego en menos de 3 horas...si voy sola y me puse los lentes de contacto jo jo).

manejar en Gda es la ondísima, me encanta echar luces, mirar feo, tocar el claxon pa' que no se me atraviesen cuando les veo toda la intención...

preferiría ser buena persona.
Eso sip, nunca huiría de la escena del crimen.

Andrómeda dijo...

Ío, y yo de verdad que trato y me preocupo por ser buena persona, pero ps en esto sí hay que admitir que mi docilidad no es otra cosa sino cobardía absoluta. Y, achis, ¿3 horas? Te voy a contratar de chofer pa pasearme, se ve que tú sí eres la efectiva, jo.

Homo rodans, yo por eso sí manejo pero con eterno pánico, jaja, ahora que lo pienso yo sí he pagado por lo que ni hice. Los choques pendejos son tan tan lo mío.

Ricardo, jaja, tsst, gran consuelo. Y, oye, como se les dice a las nenas embarazadas en el pueblo de Carito: "fracasó".

Ross, ps gracias por la oferta, yo creo que me quedaría un poco lejos, pero igual.

Salvatore, sí, cuando no eres el que pega, el que paga y si no te apendejas, como ya se dijo ahí abajito, chas. Y una pena por tus archivos. Suerte que Dios puso los blogs para quejarnos de nuestras desgracias.

Bandala, sí, yo les admiro a todos los que sobreviven en esa ciudad feroz, voraz, atroz, y todas esas palabras así muy escandalizantes. Yo no podría. Yo respeto.

Ojo, sí, tú sí entiende el pánico, los cláxones y los gritos y lo feo que ven. Yo soy tu fan.

Mike, exacto, yo no puedo, me congela el miedo a enfurecer al otro, bah. No soy una chica fuerte como la Brit. Girl power mode off.

Gilmar, pus ya, petición atendida, y de nada.