sábado, noviembre 08, 2008

Que me hablen en metáforas, como dicen que hablan...

Ahora cito a Sabines sin problema. Mira cómo he cambiado.

Hace unos años había vuelto del trabajo a comer a mi casa. Me acosté en lo que se hacían las 3 de la tarde. Llegó la hora y seguía acostada, medio durmiendo, medio pensando "y si falto a la primera clase, y si también a la segunda, y si sólo voy a la optativa, y si no voy", mientras en la tele se veía el Conejito callado. Cuando estaba decidiéndome a dejar que las cosas pasaran sin mí, una voz desde la televisión me despierta diciendo: "¿No vas a ir a la escuela? ¿Por qué no vas a ir a la escuela? No puedes llegar siempre tarde. ¿Por qué eres tan irresponsable?". Si hubiera sido mi mamá, si hubiera sido el teléfono, si hubiera sido cualquier otra voz, hubiera seguido dormida, pero a la tele se le escucha y eso se sabe. Llegué a la mitad de la primera clase y a alguien le confesé: "vine porque el conejito callado me habló".

La semana pasada estaba en Budapest, después de unos días terribles en Alemania de donde no podía salir porque perdía trenes, encontraba sólo hoteles cerrados, caminaba de madrugada por calles solas y heladas y oscuras y nadie pero nadie me quería hablar si no me conseguía un curso inmediato e intensivo de alemán. Estaba entonces ahí parada en una plaza de reyes y héroes, muy cansanda y muy triste y pensando que todo, cualquier intento por grande o pequeño, como para qué, si al final nunca se deja de ser eso que se es, cuando volteo a un museo detrás de mí donde se leía en una manta grande grande "try again, fail again, fail better" y de pronto, esa cosa pequeñita y efímera: la felicidad. Así que esto es mi vida.

Todo habla. Todo comienza a hablar justo en el momento en que no queda nada más.

En Hungría me habló una manta como antes el Conejito callado me habló. Así que la lucha no es por dejar de ser lo que se es, sino por reconocerse, nombrarse, afianzarse. La lucha es por, a pesar de todo, ser.


Así que esto es lo que soy. No triunfo pero fracaso en cuantas formas posibles voy conociendo.

Tal es mi victoria.


Ever tried.
Ever failed.
No matter.
Try again.
Fail again.
Fail better.
(Beckett)


Ahora lo sé y me nombro. Soy la gran fracasadora. Y soy la mejor.

15 comentarios:

A veces yo soy un...panda dijo...

Te reto a un duelo fracasador Ms. Andrómeda. Aunque estoy segura de que las dos perderíamos por lo tanto no tiene caso. jajaja.
Es verdad que todo habla, pero no todos quieren escuchar. Francamente hermoso/apabullante (palabra dominguera) lo que te pasó. Saludos hasta allá.

panda

Lilián dijo...

Ay, Graciela. Si fuera hombre te pediría que te casaras conmigo. Como sólo soy mujer, te proponga una unión lésbica con cantidades industriales de Sex and the City y literatura de Virginia Woolf.




AMÉ tu post. Eso de las señales es grande, aunque nomás uno las encuentre y aunque, NI AL CASO, uno les encuentre la perfecta coincidencia. Esa frase me encanta. Fail again. Fail better.

ESO es retar al destino. Así de: ya mordí el polvo tanto como quisiste, ¿pero eso es todo lo que tienes, cerdo y estúpido destino?

Anónimo dijo...

Gran frase, gran post.

Frida dijo...

Yo también amé el post. Sigo amando este blog, me recuerdo lo que me gustaba ser antes de que me perdiera a mí (ah qué cursi soné je).

Robaré la frase primero a ud y luego a Beckett

isis dijo...

El pendejillo: "¿Es el teatro Degollado?"

(FAIL)

LUIS VELA III dijo...

Hola!!

que buen leitmotiv...

Pola dijo...

Qué buen comentario te hizo la manta, pocos pueden sintetizar tanto en tan pocas palabras. Tu conclusión es grande también: se trata de normbrarse. Yo intuyo que el siguiente paso es admitir que no hay fracasos ni victorias, sólo circunstancias, desenlaces, consecuencias.

Adrian dijo...

Ea! Mucho gusto! Saludos renovados desde la presentación apurada y un tanto fallida, también.

Y si las señales no aparecen, hay que jocosear para llenar las esperas. Y mejor muestrario para el "FAIL BETTER" no existe que FAILBLOG:

http://failblog.org/

Anónimo dijo...

Te hablaré en metáforas, mi amor: "Quisiera una foto de tus chichis".

Anónimo pérfido

Andrómeda dijo...

Jajaja, la testosterona que le faltaba a este blog corintelladezco, ea.

Y gracias por los comentarios bonitos y pérfidos y propuestas de uniones lésbicas y muchos gustos y comparaciones con el Degollado.

Pronto: fotos de chichis. O quizá no.

Erick dijo...

Caray, la felicidad en un anuncio. Me pasó también. Es una sensación increíble. So nur wie ein... Qué lejos tiene uno que ir a buscar la felicidad!!!

Fail better!

Seraphim dijo...

*Se escucha una voz que no se sabe de donde viene, de aquí, de alla, o de donde te platiqué*

Ahem... ¿está encendido?

Hermana, Gemela, Malvada, Diamantina. Os traigo gomitas... panditas... y noticias... bueno que al menos yo no sabia... :S

Dr. Frankestein, la opera rock... por José Fors, con la participación de Ely Guerra.

Estoy en shock.

Cambio y fuera.

*Se escucha un poco de estática*

¿Está apagado?

( que mamón soy, lo se )

Jorge Zuniga dijo...

Pues te entiendo bastante bien. me alegra que hayas llegado allí. Siempre se llega, incluso en la oscuridad....

Jorge

猫山春子 dijo...

Bueno eso es probar la dulzura del reencuentro... Curiosamente me he puesto a pensar en las personas ciclicas, tanto que creo que esos ciclos afectan hasta generaciones.
No falta explicar mas, yo me reconoci hace unos meses también, cuando llegué a Francia y si después de estar en el fondo, sabes lo que pasa, el estado espamoide-paranoide-suicida-conservadurista hace que veas una luz! Y voilà. Me alegro por ti. Cheers hermanita de la revelacion trasatlantica! ^^
*solo tengo acentos en la "é"...

vladimirvl dijo...

no se, creo que nunca he esperado nada del conejito callado ni del destino ni de nadie, pero a veces uno quiere creer, y hoy creere que mi manta sera tu blog [cursi? XD]...o al menos una frase en ella...aun no se cual

...me encanto tu entrada